Reseña (tardía) de Febrero: Landline

¡Hola lectores pacientes!
Debí subir esta reseña mucho antes, pero aquí está al fin:

Este es el libro, visto desde fuera:

    Landline
   Rainbow Rowell



Georgie McCool sabe que su relación está en aprietos, lo ha estado por mucho tiempo. Todavía ama a Neal, y él sigue amándola también, profundamente, pero eso casi parece irrelevante ahora. Tal vez siempre fue irrelevante.
Dos días antes de la visita que tenían planeada a la familia de Neal para Navidad, Georgie le dice que no podrá ir. Ella es guionista de televisión, y ha surgido un inconveniente en su programa, así que tiene que quedarse en Los Ángeles. Sabe que Neal va a molestarse –siempre está un poco molesto con Georgie- pero no espera que él haga las maletas y se vaya sin ella. Cuando su esposo y los niños salen rumbo al aeropuerto, Georgie se pregunta si finalmente lo logró, si acaba de arruinarlo todo. Esa noche, Georgie descubre una manera se comunicarse con Neal en el pasado. No es viajar en el tiempo exactamente, pero tiene la sensación de que le han dado un oportunidad para arreglar su relación antes siquiera de que empiece… ¿Es eso lo que se supone que haga? ¿O acaso Georgie y Neal estarían mejor si su matrimonio nunca hubiera ocurrido?


Y ésta es mi historia con él:

Es mi primera lectura en inglés este año.
Es el segundo libro de Rowell que leo.
Tercer lectura de mi lista de lecturas 2016 en goodreads.
La verdad es que eso no es demasiado relevante, pero ya me habia gustado eso de estar contando. Pero ya no sé que poner como cuarto (es el cuarto libro leído, ¿no? Qué rápido perdí la cuenta), así que ahora voy a dejarme de ordinales y contar la historia de esta lectura.

Supe de él por una reseña en algún lado... y porque en Facebook estaban criticando la traducción o algo así. Casi todos los libros de los que me entero en Internet y no en la librería tienen más probabilidades de acabar en mi lista de lecturas imposibles que en la de libros leídos, porque luego no los encuentro; así que mejor me dije que «no pasa nada, ya leí un libro de Rowell y hay tantos escritores que no sería correcto agarrar este tan pronto». Cual sería mi sorpresa cuando, en una visita inesperada a la librería, encontré el que vendría a ser el segundo libro de mi lista de imposibles, y ¿adivinan? Landline.

Con todo y celebración, me tomé mi tiempo antes de empezar a leer. En ese momento estaba enganchadísima con otro libro, y luego tenía un par de pendientes. Pero eran digitales y mi tecnologia estaba un poco rebelde. Asi que la historia de Neal y Georgie se hizo leer.
Inicié con espectativas promedio. No habia relación entre Fangirl y este libro; asi que no iba a dejarme llevar por esa referencia y esperar que fuera similar. Y no, no lo es. Excepto porque también me conquistó en el primer capítulo. Sufrí con Georgie cada línea de ese comienzo, y me quedé con una pésima impresión de Neal. Pasarían muchas páginas antes de que yo entendiera a ese hombre (siempre lo recordare como lo imaginé en el primer momento de tensión, aunque ahora interpreto diferente ese gesto), aunque muy pocas antes de que me diera cuenta de que tenía razón en una cosa. No se los diré, contaría como spoiler a pesar de que se revela tan rápido.
De ahí en adelante, hubo pocas bajadas. Casi todo el tiempo estuve sufriendo con Georgie (o suspirando, lo admito) y me sorprendió darme cuenta de que empatizaba con todos y cada uno de los personajes. Tarde o temprano llegaba el «ahora te entiendo» o, «por eso estabas así».  No sentí que fuera una historia fascinante, y el misterio no era tan... misterioso. Pero sí tenía sus interrogantes importantes, y disfruté leerlo y comprobar que le había atinado con la mayor parte de mis teorías.
Para cuando llegué al último capítulo, me moría por saber como era. Me imaginaba que dejaría una resaca literaria severa. Pero no. Fue fácil dejarlo en el librero y ya. No intentó colarse en mis relatos ni me hizo difícil leer otra cosa (lo que me hacía difícil leer fue “todo lo demás” pero eso es otra historia).
Eso fue una sorpresa, considerando que disfrute bastante la lectura y vi ese mundo con una claridad bastante increíble considerando que el libro ni siquiera estaba en mi idioma. En realidad, en lo referente a la barrera idiomática, este libro (al igual que Fangirl) me pareció bastante fácil de leer. No tengo idea de por qué será, pero el caso es que no me la pasé con la sensación de que estaba más tiempo frente al diccionario que frente al libro.

Bien, ya conocen la historia. ¿Me cuentan la de ustedes?

“Do you really think that´s all that brought us together? Circumstance? Location? I find your perspective on space and time to be very limiting” 
 ~Seth.

-----------------------------

Sí, debí elegir otra cita, pero me encantó leer a Seth siendo la voz de la razón.  

¡Compártelo!

0 comentarios:

Publicar un comentario

Buscar

 

Seguidores

Diario Poético Copyright © 2011 | Tema diseñado por: compartidisimo | Con la tecnología de: Blogger